Amigos

martes, 8 de abril de 2014

FRAGMENTOS DE MI III (Cierre)



3.

El tulipán de la noche abre
Algo de sí da paso a las formas. Su voz
no la escucho, es demasiado sutil y oscura.

La sirena de los bomberos se ocupó de ceñir mi oído
Al aire,   me duele el viento
que arrastra lejos del primer murmullo,
del regazo materno, del beso adolescente.
Aquí  lejos,  en un
canto desperdigado
por el enojo de guerras encarnizadas,
recojo el coraje del mundo hecho pedazos,
allí también
encuentro voces que hablan de mi,
 y a ratos se callan lo que soy.


Beatriz Osornio Morales. 

20 comentarios:

Rafael dijo...

Suele pasar todo eso con frecuencia y muchas veces no nos enteramos.
Un abrazo en la noche.

taty dijo...

Puro destierro, puro desprendimiento que se siente más desgarrador hacia la madrugada.

Intenso y sutil como siempre.

Un beso, Bea.

InfusiónDeLotoNegro dijo...

Y ocurre que el eco de la desgracia. Aunque sea ajena, nos arranca del hogar-esté donde esté- y nos roba el calor primordial.
Yo también soy de Agosto señorita!!! :)

Rendan Laveriz dijo...

Generando sentimientos con tus palabras. Un abrazo compañera, como siempre un placer leerte.

RECOMENZAR dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
RECOMENZAR dijo...

Tu punto de vista en las letras me gusta .
Me deleito cuando te leo.

Jorge Sánchez López dijo...

Una incursión en el lenguaje del mundo y de las cosas para llegar a nosotros mismos. Me gustó la forma y el contenido.

Jorge Sánchez López dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Fina Tizón dijo...

Aún desde la distancia el dolor corroe, Beatriz, porque los lazos que unen a algo/alguien no se deshacen tan fácilmente. Y aunque esos lazos no existan de forma personal, si el corazón no está "muerto", también se reactivan los sentimientos.

Abrazos siempre

Fina

Darío dijo...

Demasiado ruido alrededor...

José Manuel dijo...

Los sentimientos nos unen apesar de la distancia y las ruinas que nos rodean.

Besos

Maritza dijo...

Bellísima escritura, una vez más, Beatriz, e intenso en su contenido, que siento como el pertenecerse o no en este mundo que nos da y nos quita...

ABRAZO GRANDE Y BENDICIONES SIEMPRE,AMIGA.

tecla dijo...

A ratos se callan lo que soy, a ratos me destrozarían en mil espejos rotos porque no pueden ser yo.
Miseria, miserables.
Buscad la grandeza de ser vosotros mismos.

tecla dijo...

Unos versos con fuerza, Bea.
Abrazos para ti.

AdolfO ReltiH dijo...

LETRAS DE PUÑOS EN ALTO.
BESWOS

Amando García Nuño dijo...

Pues así, fragmentado y todo, pareces muy entera.
Abrazos, siempre

Marcos Callau dijo...

Lo comparto. Es tremendo este poema, Beatriz, de principio a fin, es brutal. Estupendo. Enhorabuena.

Antonio Torres Márquez dijo...

Encantador blog el tuyo, un placer haberme pasado por tu espacio.

Saludos.

Marina Morell dijo...

Bonitos versos, Beatriz! Es un placer pasar e leerte!

Mari-Pi-R dijo...

Como un abrir de tulipanes en cada mañana son tus versos que se abren y dejan respirar.
Gracias por pasar por mi espacio y comentar.